Moreno

A estas alturas, el plantel que ahora dirige Gallego es el quinto que menos veces remata de todo el campeonato; solo por detrás de Málaga, Levante, Las Palmas y Leganés. Una eficiencia que, como suele ser habitual, se acerca o directamente coincide, como es el caso, con su baja eficacia de cara a puerta: 10,7% de efectividad en sus disparos. Unos guarismos que el propio plan no ha logrado corregir a lo largo de estos meses, por mucho que haya ido virando.
Camisetas oficiales, equipaciones completas, botas de fútbol, chandals, sudaderas y chaquetas.
El sistema, ya sea a partir del 4-3-2-1, el 4-4-2 o el 4-2-3-1, le ha reportado escasas certezas al juego perico. En este sentido, el RCD Espanyol ha adolecido de una serie de mecanismos con los que ilustrar un modelo; una pizarra que, del mismo modo que el año pasado se convirtió en la mejor aliada defensiva de Quique Sánchez Flores, esta campaña, en cambio, ha transmitido menos claros que oscuros. El Espanyol ha corrido poco con la pelota, y ha fluido mucho menos cuando no la ha tenido. Y eso, para un equipo muy limitado ya de por sí en distintos aspectos, fue la gota que colmó el vaso de su técnico. Y la que, de no haber sido por su delantero, quién sabe si no podría haber terminado de aguar una temporada que en primera instancia se pensó propicia para que el equipo ascendiera a cotas mayores. Pero ni siquiera se ha acercado a ello.
Encuentra zapatillas y botas de fútbol baratas:Magista, Mercurial superfly, Tiempo.
Libra por libra, es posible que estemos hablando de la temporada individual más meritoria y heroica este año en Primera División. Sobre todo porque Gerard Moreno no era ‘esto’ todavía. Es como si Gerard Moreno pudiera progresar ‘un metro por año’ y que solo un temporadón de su equipo y unos compañeros específicos podrían acercarle a estas cifras, esta regularidad y esta puesta en escena. El Espanyol retrocede con respecto al año pasado y Moreno hace esta temporada. Alfa y omega del equipo. Honores a este pedazo de jugador.
Desde mi punto de vista, con el mismo talento, Gerard Moreno ha sido mucho más decisivo este año porque el equipo ha jugado para él, o mejor dicho, ha jugado a nada y él era el único capaz de ofrecerse y buscar alguna alternativa abriendo el campo con pases o buscando la jugada en solitario. La temporada pasada el RCDE tenía más opciones con juego por bandas y transiciones rápidas. Sería un gran pasador si tuviese a algún jugador al que poder ofrecer ese último pase, este año no se ha dado el caso…
Lo mismo nos tendríamos que ir hasta el Munitis del Racing para ver un rendimiento individual tan significativo.
personalmente creo que lo de Gerard, en fondo y forma, es aún más bestia y revelador. Yo creo que Sergio León tenía la virtud de la velocidad sostenida y el golpeo de balón, y Gerard este año ha sumado muchos goles a una faceta de enlace y salida que sin él ni siquiera permitía salir de presiones y meter al equipo arriba.